Vuelvo a la carga tras una semana en Londres donde entre el trabajo y perder el bolso con toda mi documentación me ha hecho imposible escribiros nuevas recetas. Por suerte, en el último minuto me entregaron el bolso de vuelta, así que hoy he podido volver a casa y respirar tranquila de nuevo.

Es viernes, pero os traigo un recetón de domingo. Unas sardinas marinadas que harán las delicias de todos. Las sardinas son un pescado azul muy rico en Omega3 lo que lo convierte en uno de las mejores opciones del mar, pero tiene un inconveniente: un sabor muy fuerte que no todo el mundo tolera, incluída yo.

Este verano tuve la oportunidad de volver al restaurante Compartir, en Cadaqués y comí por segunda vez sardinas marinadas, resultándome una delícia así que he buscado versiones y he hecho cambios hasta conseguir esta receta de sardinas marinadas con cítricos y con una guarnición muy fresca, con menta, fresas, cítricos y tomate.

Esta receta me permite disfrutar de las sardinas y convertirlas en un plato de domingo. Se prepara bastante rápido y el sabor es súper refrescante. Aprovecha que estamos en plena temporada de sardinas y anímate a probarlas.

Ingredientes (2 personas):

  • 6 sardinas
  • 400ml agua fría (o con hielo)
  • 40g sal
  • 1 limón (20g zumo + 1 trocito de piel + 1 rodaja)
  • 1 naranja (30g zumo naranja + 1 trocito piel + 1 rodaja)
  • 75g vinagre de manzana
  • 10 hojas de menta (5 marinado + 5 decorar)
  • 3 fresas
  • 6 tomates cherry
  • Opcional: brotes verdes
  • 2 cucharadas de acite de oliva

Paso a paso:

  1. Sacar los lomos de las sardinas y poner en un bol con el agua fría y la sal durante 5 minutos. Este paso es muy importante para desangrarlas y que cojan el punto adecuado de sal.
  2. Mientras las sardinas están en el agua con sal, preparar la marinada. Poner en un bol el zumo de limón, zumo de naranja, piel de limón, hojas de menta rotas y vinagre de manzana. Añadir las sardinas y dejar en la nevera durante 30 minutos. Debes asegurarte que las sardinas están bien cubiertas por la marinada, en caso de que tu bandeja o bol sea muy ancho, es posible que necesites preparar un poco más de marinada.
  3.  Mientras las sardinas reposan, preparar la guarnición. Trocear las fresas,  los tomates cherry y la menta. Quitar la piel a la rodaja de limón y naranja y cortar en pequeños trozos. Limpiar los brotes.
  4. Una vez pasados los 30 minutos, secar bien las sardinas sobre unas servilletas y colocar en un plato. Colocar por encima toda la guarnición y un chorrito de aceite de oliva.

 

¿Qué hago si…

… no sé sacar los lomos de las sardinas?

Puedes mirar este vídeo donde te lo explican fácilmente o pedir a tu pescatero que te de los lomos ya limpios.

Anuncios