Estamos en plena temporada de picnics en el lago y aunque en general, la tradición manda hacer barbacoa yo soy muy fan de las ensaladas. Si necesitas transportarla y comer plato único, no hay nada mejor que una buena ensalada de pasta.

Si no tienes la suerte de poder ir a comer al lago, es también una opción perfecta para llevar en un tupper al trabajo. Se prepara en menos de 30 minutos y te aportará toda la energía que necesitas para pasar la tarde.

Ingredientes (2 personas)

  • 1 tomate
  • 6 tomates secos
  • 1/4 brócoli
  • 20g piñones
  • 100g queso feta
  • 1/2 bol rúcula
  • 10-12 olivas
  • 180g pasta integral
  • Orégano fresco
  • Sal
  • Aceite al gusto

Paso a paso:

  1. Poner en el fuego una olla con abundante agua y sal. Cuando hierva, añadir la pasta integral y dejar cocinar el tiempo indicado en el paquete (en mi caso, unos macarrones 11 minutos).
  2. Mientras la pasta está cocinando, cortar todos los ingredientes (tomate, tomates secos, brócoli, queso feta, olivas) y poner en un bol. Añadir los piñones.
  3. Preparar una vinagreta con aceite y orégano. Añadir un poco de sal al gusto.
  4. Escurrir bien la pasta y enfriar rápidamente bajo el grifo (este paso no es necesario si vais a comer la pasta al momento).
  5. Añadir la pasta al bol y aliñar en el momento de comer.

¿Qué hago si…

… quiero llevarla en un tupper?

Lleva el aliño en un bote hermético separado y júntalo en el momento de comer. Así, la rúcula y el tomate mantendrán toda su frescura.

… no sé el tiempo de cocción?

La pasta integral necesita de forma general 2 minutos más de cocción que la pasta de misma forma y tamaño de harina refinada. Tiene un sabor más completo y sobretodo, nos aporta fibra y micronutrientes. Te animo a que empieces a sustituir tu pasta blanca por pasta integral, notarás el cambio.

 

Anuncios